lunes, 17 de agosto de 2009

La Citadelle Laferrière, la fortaleza de los que no querían volver a ser esclavos

En lo alto de Pic La Laferrière, de 900 metros de altura, sobre las llanuras del norte de Haití, se levanta la Citadelle. Una fortaleza inexpugnable con apariencia de barco de guerra que sobresale de entre las nubes. En su época, se convirtió junto con sus 365 cañones en la garantía de que los haitianos no volverían a tener nunca amo, o por lo menos uno que fuera blanco.

La ciudadela. Foto original Haiti Tour

La Citadelle fue construida por el rey Henri Christophe a comienzos del siglo XIX para defender el interior del país en caso de que los franceses decidieran volver para recuperar su antigua colonia, la única nación que nació como resultado de una revuelta de esclavos. La estrategia a seguir era sencilla: al primer signo de posible invasión, aplicar una política de tierra quemada – quemar las ciudades, las cosechas – y retirarse a las montañas, desde las que iniciarían una guerra de guerrillas y emboscadas.

El principal deseo era sobrevivir al coste que fuera y nunca volver a ser esclavos, nunca volver a las plantaciones. Por otro lado, Christophe también quería asegurarse que no sería capturado y enviado a Francia, como le había ocurrido a Toussaint Louverture, otro líder rebelde haitiano, capturado en 1802 y que acabó sus días en una prisión de una de las regiones más frías de Francia.

El constructor, Christophe, había dirigido los ejércitos haitianos no sólo contra los franceses, sino también contra Gran Bretaña y España, durante la revuelta que duró 12 años y que acabó con la proclamación de independencia de Haití en 1804. Durante esa rebelión, Christophe aplicó por primera vez la estrategia de tierra quemada, al ordenar quemar la ciudad de Cap-Haitíen, su ciudad, cuando los franceses invadieron el puerto en 1802 con el objetivo de aplastar el levantamiento. La acción dejó a los franceses sólo con ruinas y campos arrasados.

Christophe ordenó la construcción de la fortaleza en 1805, cuando era general del ejército haitiano y gobernador de la parte norte del país. Al año siguiente, junto con Alexandre Pétion, dio un golpe de estado contra el emperador haitiano, Jean-Jacques Dessalines, otro héroe de la independencia. La muerte del emperador desató una lucha por el poder entre Christophe y Pétion, que acabó con Haití divida en dos partes, la norte cayó bajo el control de Christophe y se autoproclamó rey Henri I en 1811.

Subiendo. Foto original Haiti Tour

Torre principal. Foto original drbastianyup

A la hora de decidir el sistema productivo a seguir, Christophe tuvo que escoger entre uno similar al de las plantaciones esclavistas, que había demostrado su éxito, o repartir la tierra entre los campesinos, que sería mejor recibido por el pueblo. El nuevo rey optó por el primero. Y pese a que no restableció la esclavitud, estrictamente hablando, sí que impuso un régimen semi-feudal, en el que se suponía que cada hombre capaz tenía que trabajar en las plantaciones. Como resultado, el norte de Haití durante su gobierno se convirtió en un reino despótico y opresivo, aunque relativamente rico.

Por el contrario, el estado del sur dividió la tierra en pequeñas posesiones. El sistema era mucho menos productivo, la economía de la mayoría de los campesinos se limitó a la de supervivencia, lo que causó que el gobierno de Pétion estuviera permanentemente al borde de la bancarrota. Pese a todas estas penurias, en el sur se dieron algunos de los gobiernos más liberales y tolerantes que jamás haya tenido Haití. Por el contrario, el rey Henri creó su propia nobleza a imagen y semejanza de las europeas. En un comienzo, 4 príncipes, 8 duques, 22 condes, 37 barones y 14 caballeros.

La Citadelle no estaba sóla, sino que formaba parte de todo un sistema de fortificaciones diseñado para evitar una invasión francesa. Un francés y un inglés fueron los encargados de dirigir las obras. La Citadelle se encuentra en una montaña, cerca del palacio Sans Souci (el Versalles de Haití), sede del gobierno de Christophe que había construido en la ciudad de Milot, unos 40 km tierra adentro de Cap-Haitíen. La Citadelle estaba pensada para convertirse, en caso de necesidad, en el último bastión al que se retiraría el rey y su guardia personal para luchar y resistir a los invasores. Desde su situación privilegiada podían vigilar los valles cercanos, la ciudad de Cap-Haitíen y el océano Atlántico (se dice que en días despejados se puede llegar a divisar hasta la costa este de Cuba, a unos 140km de distancia).

Muros. Foto original agalleguillos

Munición. Foto original agalleguillos

Galería con cañones. Foto original Haiti Tour

Los haitianos equiparon la fortaleza con 365 cañones, en su mayoría capturados a los franceses, ingleses y españoles. El gran calibre de algunos de los cañones y la altura desde la que dispararían habrían permitido a los defensores bombardear a los invasores a una gran distancia, lo que habría hecho muy difícil a cualquier ejército poner sitio a la ciudadela.

Repartidas por todo el fuerte, aún se amontonan más de 50.000 balas de cañón, ordenadamente apiladas formando pirámides, el bombardeo podría haber sido interminable. En el recinto había ocho grandes cisternas de piedra, que recogían el agua de la lluvia, y multitud de almacenes. Cisternas y almacenes estaban diseñados para almacenar suficiente agua y comida para que una guarnición de 5.000 hombres pudieran resistir un año. La fortaleza contaba, además, con estancias palaciegas para alojar al rey y a su familia. También había mazmorras, baños y hornos para hacer pan.

La construcción fue larga y costosa, se necesitaban meses para llevar un único cañón desde la costa a lo alto de la fortaleza. Desafortunadamente, para un país que quería huir y olvidar la esclavitud, la fortaleza fue construida con un sistema muy similar al del trabajo forzado, 20.000 hombres trabajaron durante 15 años.

Los muros de 4 metros de grosor y que alcanzan alturas de hasta 40 metros convertían la Citadelle en una fortaleza inexpugnable. Por si fuera poco, estaba rodeada por fuertes caídas en tres de sus flancos, excepto el trasero. Para proteger este posible punto débil se construyeron otros cuatro pequeños fuertes, en el Site des Ramiers. Dentro de las murallas, el fuerte tiene, además, una serie de puertas defensivas con puentes levadizos y pasadizos ciegos para engañar a los atacantes. Finalmente, en el corazón de la ciudadela se encuentra el patio central, que alberga el cuartel para los oficiales.

La Citadelle nunca se utilizó, no hubo invasiones, sólo intentos de bloqueo económico. Las potencias coloniales temían que la revuelta de esclavos de Haití pudiera servir de inspiración para levantamientos similares en el Caribe o en los Estados Unidos. El historiador Patrick Bellegarde-Smith, autor de “The Breached Citadel”, sostiene que fue la incapacidad de Francia para sofocar el levantamiento haitiano la que motivó a Napoleón a vender las posesiones francesas en Norte-América, la Adquisición de Luisiana en 1803.

Uno de los patios. Foto original drbastianyup

Interior del fuerte. Foto original Haiti Tour

En un país como Haití, Christophe y su fortaleza tienen un lugar reservado no sólo en su historia, sino también en las creencias populares. En una cultura con una extendida creencia en lo sobrenatural, hay leyendas en las que se relatan los vuelos mágicos de Christophe entre su palacio y la cumbre de la Citadelle. “Christophe era un gran hombre con una gran magia”, afirma uno de los guías que hoy enseña el recinto a los turistas.

Otra de esas leyendas cuenta que después que su cuñado muriera en una explosión en la Citadelle, Christophe se enfureció de tal manera que dirigió el más grande de sus cañones hacia el cielo y desafió a Dios para que luchara con él. Según esta leyenda, Christophe disparó el cañón al cielo, aunque en vez de la bala salir disparada hacia las alturas, fue el cañón el que se hundió en el suelo.

En julio de 1820, Christophe sufrió un ataque al corazón mientras asistía a misa en la cercana localidad de Limonade. Christophe quedó paralizado. Otra vez, una leyenda cuenta que el ataque de Christophe fue causado por el espíritu de un sacerdote local, al que él había encarcelado y ejecutado.

Christophe no se recuperaría jamás de ese ataque al corazón y con algunas de sus tropas amotinadas, temiendo un golpe de estado, se suicidó disparándose una bala de plata al corazón el día 8 de octubre de 1820. El pueblo hacía tiempo que se encontraba tajantemente en contra de él y de su modelo feudal. A pesar de los esfuerzos de Christophe para impulsar la educación y establecer un sistema legal, Henri fue un monarca impopular y autocrático, que además de al descontento dentro de su reino, tuvo que hacer frente al constante conflicto con el sur.

Después del suicidio, su cuerpo fue llevado por sus seguidores a la Citadelle para ser enterrado. Allí lo cubrieron con cal viva para evitar que sus enemigos mutilaran el cadáver. Un túmulo de piedra caliza en uno de los patios interiores se cree que señala su tumba. Al poco, la Citadelle fue abandonada.

Las dimensiones colosales de la fortaleza la han convertido en uno de los símbolos nacionales de Haití. Para muchos haitianos es un símbolo de la lucha por su propia libertad y de lo que pueden conseguir cuando deciden unirse en vez de luchar entre ellos. El anterior presidente, Jean-Bertrand Aristide, dijo en su día que “la Citadelle refleja los sueños que nuestros padres tenían para el país”. Dejando a un lado los claroscuros de su construcción.

Vista aérea. Fotor original de mackologist

La ciudadela, que ocupa 10.000 m2, es un edificio angular, por lo que ofrece un aspecto diferente en función del punto en el que se encuentre el observador. Los cimientos del edificio fueron construidos directamente sobre la roca y sujetados usando una mezcla de mortero que incluía cal viva, melaza y la sangre de las vacas y chivos. Supuestamente, estos animales eran sacrificados derramando su sangre sobre las paredes en construcción para que los espíritus y dioses vudú proporcionasen poder y protección a la estructura. Tal vez es esa protección la que le ha permitido resistir varios terremotos desde su construcción.

La fortaleza fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1982. Actualmente es visita obligada para los turistas que visitan la isla.

Enlace permanente a La Citadelle Laferrière, la fortaleza de los que no querían volver a ser esclavos

PS: La fortaleza en Google maps

posts relacionados:
- El Castillo de Predjama, el castillo dentro de una cueva
- Chozoviotissa, el monasterio de una sola pared

+info:
- Haiti’s Turbulent Birth Haunts Crumbling Fortress by Douglas Farah, The Washington Post
- The Strength between clouds by Aaron Gamalien Branches
- Citadelle Laferrière in en.wikipedia.org
- Fortaleza Laferrière en es.wikipedia.org
- Dominican Republic and Haiti, Lonely Planet Guide in googlebooks

33 comentarios:

Jose dijo...

fabulosa entrada

me he quedado con la boca abierta


un saludo

Jeshua_Morbus dijo...

Gente esforzada la de Haiti, lástima que los extranjeros se pasen tanto con ellos haciéndoles el vacío.

Lo de Aristide es hasta risible (reír por no llorar): Lo eligieron tal como gusta en occidente, esto es, democráticamente, y parecía que los extranjeros no les gustó mucho sus reformas socialistas y no tardó en ser considerado un "tirano bananero" o algo peor (según mis fuentes).

Siempre peleando, desde entonces por lo que es suyo, los haitianos puede que lleguen a conseguir algo mejor que una simple fortaleza.

Interesante artículo.

padawan dijo...

Realmente impresionante la fortaleza

Logio dijo...

Ahí caben todos los cuentos y leyendas del mundo.

Bovolo dijo...

Bienvenido, Jose, encantado que te haya gustado!

Jeshua, creo que Haití ha tenido demasiados salvadores. Y cuando después de salvador viene otro, es porque algo ha ido mal con el anterior.

Es muy interesante el artículo de la wiki sobre la deforestación.

La foto aérea de la frontera con República Dominicana es impactante.

Logio, Padawan, a mí también me impactó la primera vez que la vi en un programa de la tele. El emplazamiento es impresionante y la obra también.

Un saludo, señores!

Pumuky dijo...

Que pena el tener que buscar la libertad con esclavitud.
Fabulosa entrada e increible descubrimiento,Gran Bovolo siempre superandote,un calurosisimo abrazo.

Bovolo dijo...

Pumuky, si es una obra magnífica, aunque en el fondo es un poco triste.

Un abrazo caluroso, con estas calores no puedes ser de otra manera ;-)

Golias dijo...

En "Colapso", de Jared Diamond, tratan el tema de la deforestación en Haití y su comparación con las políticas forestales de la República Dominicana, dirigidas por el presidente Balaguer. Aunque Diamond también deja claro que Balaguer, aunque en esa materia hizo bien, en general fue un tipo bastante funesto.

Para mí que esa isla tiene una maldición, porque las que les han caído a los dos países que la comparten, y las que se han hecho entre ellos, son como para creer en el mal de ojo.

Bovolo dijo...

Algo muy malo debieron hacer para merecer semejante maldición.

Es un poco frustrante y triste, a la vez, ver como muchos países en vez de progresar, con el paso del tiempo, parece que van a peor.

Esperemos que algún día las cosas cambien.

Un saludo, Golias!

PS: interesante eso de la política forestal de Balaguer, pensaba que República Dominicana estaba mejor en ese aspecto, simplemente, porque no había hecho nada.

Vida Dospuntocero dijo...

Excelente artículo, como siempre.

Recuérdame cuando conquiste el mundo que me haga un par de fortalezas de esas, por si las moscas...

Anónimo dijo...

Sin embargo, esos turistas que tienen obligada cita en la fortaleza son escasos: viajar a Haití lleva muchos años siendo viajar al reino de lo muy incierto, algo que desaconsejan no pocas guías y un sueño frustrado de quien esto suscribe. No me acaba de convencer moralmente ir a hacer turismo al país más pobre del mundo y a uno de los más corruptos. Es un círculo vicioso...

Por otro lado, estos hechos tienen un alto correlato literario: se trata de una de las fascinantes novelas de Alejo Carpentier dedicada a narrar la independencia de Haití "El reino de este mundo" y cuyos capitulos finales transcurren precisamente en esta fortaleza. Os la aconsejo sin reservas.

Alexandre

Bovolo dijo...

Solucionados los problemas con el usuario, Alexandre.

Entiendo tu dilema sobre lo de viajar a lugares así. Según el plan que se vaya, y que se pueda ir, el beneficio puede repercutir en más gente o sólo en algunos.

Luego está el tema de la seguridad... Creo que, tal vez, incierto .... sea poco!

Algún programa que he visto daba miedo, aunque creo que es un sitio para ir en viaje organizado, y bien organizado. No para perderse uno por su cuenta.

Me apunto la reseña literaria, y añado el título a mi estantería virtual ;-)

Saludos!

Facu dijo...

Muy bueno el post!!! y de paso he comenzado a chequear otros más antiguos, también muy interesantes ;)
Espero sigas con esto pronto.

Bovolo dijo...

Bienvenido, Facu!

Encantado que te haya gustado. Sí, sí, seguiremos, la semana que viene. Aunque a la otra sí que nos vamos de vacaciones.

Pero sólo es un descanso temporal, aprovechando el verano europeo.

Un saludo!

Ganesha dijo...

EXCELENTE BLOG Y POSTS, TE DEJO UN LINK DE UNA HISTORIA QUE TAL VEZ NO CONOZCAS.

http://www.taringa.net/posts/imagenes/1138190/Pioneros:-El-Vasco-de-la-Carretilla.html

la carretilla estaba en el museo de lujan, buenos aires argentina

salu2

Bovolo dijo...

Vaya historia la de este pamplonica de nacimiento y argentino de adopción ;-)

PS: Sólo es una pena que el copy'n'paste de taringa no tenga un link al blog original, una cosa que es bastante habitual.

Hay muchos bloggers mosqueados con ello... De que taringa les "fusile" sus posts y como mucho les ponga un link (de fuente) o muchas veces ni siquiera eso.

PS(2): Sólo para que no se malinterprete la PS(1). Es una crítica a taringa, no a ti, ni muchos menos.

Pero es que tenía que decirlo.... ;-)

Muchas gracias por el comentario, Gamesha!!

Bienvenido y un placer que el blog te resulte interesante. Un saludo para todos los argentinos!

Anónimo dijo...

ESTUBE EN LA CITADELLE HACE DIAS Y ES VERDADERAMENTE IMPRESIONANTE NO SOLO POR SU IMPONENTE ESTRUCTURA SINO QUE HACE FALTA CABALGAR POR MAS DE UNA HORA EN SUBIDA PARA LLEGAR A ELLA. REALMENTE, UNA DE LAS POCAS ESTRUCTURAS QUE MAS ME IMPRESIONARON DE HAITI.
SERGIO MARTINEZ

Anónimo dijo...

LA MEJOR FORMA DE VIAJAR POR HAITI ES CON UNA PERSONA LOCAL QUE HABLE KREYOL Y PARA NO ANDAR SOLO. AUN ASI, ES BASTANTE INCOMODO ESTAR EN HAITI PORQUE SINO ERES NEGRO OSCURO SERAS COMO UNA VELADORA ENCENDIDA EN MEDIO DE LA NOCHE. TIENE UNO LA ATENCION DE TODO MUNDO A TODAS HORAS, SIMPLEMENTE POR SER DIFERENTE.
SERGIO MARTINEZ (DE MEXICO)

Bovolo dijo...

Muy interesante tu testimonio, Sergio. Aunque me ha dado un poco de envidia ;-) Desde luego que tal como lo has relatado me han entado aún más ganas de visitarla.

Aunque como tú bien dices, mejor ir acompañado.

Un saludo y bienvenido!

enrique dijo...

ESTUBE EN LA CITADELLE HACE UNOS DIAS CON LA MINUSTA DE MI PAIS PERU Y ES VERDADERAMENTE IMPRESIONANTE NO SOLO POR SU IMPORTANTE ESTRUCTURA SINO QUE EN LOS CANONES DECIAN MEXICO Y PERU REALMENTE, UNA DE LAS ESTRUCTURAS QUE MAS ME IMPRESIONARON DE HAITI,Y SE PUEDE ELEGUIR COMO LAS 7 MARAVILLAS DEL MUNDO.
ENRIQUE GALARZA

Bovolo dijo...

¡Qué envidia, Enrique!

La Citadelle es un sitio que me gustaría visitar. Aparte de por su espectacularidad, por su historia.

¿Cómo estaba el país? Me imagino que los estragos del terremoto aún estarían mas que presentes :-(

Si tuvieras algunas fotos, seguro que sería interesante verlas ;-)

¡Bienvenido!

Anónimo dijo...

AL IGUAL Q EL CAMARADA ENRIQUE DEL PERU YO TAMBIEN FUI UN AFORTUNADO DE INTEGRAR UN CONTINGENTE DE U.N PERO CON MI PAIS URUGUAY.Y TUBE LA OPORTUNIDAD DE CONOCER LA CITADELLE ES IMPRECIONANTE.UNA BELLEZA POR DONDE LA MIRES DEBERIA SER DECLARADA UNA DE LAS MARAVILLAS DEL MUNDO,POR LO QUE ES ,POR LO QUE REPRESENTA Y POR LO HABRAN SUFRIDO PARA CONSTRUIRLA. BUENO MIS SALUDOS A TODOS

oneterrenal dijo...

GRACIAS POR ESTA IMPORTANTE INFORMACION, SOY DOMINICANO Y ME SORPRENDE TANTO QUE ESTE MONTRUO DE LA CONSTRUCCION ESTE TAN CERCA DE NUSTRO PAIS Y A LA MISMA VEZ TAN ESCONDIDO, A NUESTRO HERMANO HAITI LE HARIA BIEN EL POTENCIAL DE TURISTAS DE LA REPUBLICA DOMINICANA, SOMOS MAS DE 10 MILLONES DE HABITANTES Y SE QUE SOMOS MUCHOS LOS QUE NOS GUSTARIA CONOCER ESTE COLOSO DE LA HISTORIA HAITIANA!!! GENIAL

Bovolo dijo...

Pues aprovecha, tú que la tienes cerca ;-) Aunque quizás sea un poco difícil llegar y más después del terremoto.

La gente que ha comentado en el post que ha pasado por allí, parece que todos son de la ONU.

Desde luego que tiene que ser un monumento impresionante. No sólo por su emplazamiento o tamaña, si no por la historia que se debe respirar.

Un saludo y bienvenido, oneterrenal!

José Calvo Tello dijo...

Enhorabuena por el post. Estoy leyendo "El reino de este mundo" y es muy interesante poder tener este tipo de información complementaria. Saludos,
José

Bovolo dijo...

Me alegro que te haya gustado el post, José.

La novela de la que hablas parece de lectura recomendable, me la apunto ;-)

Interesante los viajes de Alejo Carpentier,... realmente debe de ser impresionante y dar un poco repelús visitar esta fortaleza, tal como atestiguan los comentaristas, de la ONU todos, que han podido visitarla.

Un saludo, José, y bienvenido!

Anónimo dijo...

HOY CUMPLÍ UN SUEÑO, PODER VISITAR CITADELLE, ES UNA OBRA DE LA IMAGINACION Y PODERIO DE ESA EPOCA, REALMENTE ESPECTACULAR.

Bovolo dijo...

Vaya, que envidia ;-)

Realmente debe de ser un lugar impresionante. Te costó mucho llegar?

Un saludo!

Emiliobrea dijo...

Conocí La Citadelle en 1974 en viaje universitario desde República Dominicana. Ascendimos acompañados por los arquitectos Albert Mangones (padre, ya fallecido) y Frederick (hijo); siempre me ha extrañado que nunca o casi nunca encuentra uno información sobre su diseñador (creo de apellido Barré)...

Bovolo dijo...

Emilio, sin duda debió ser toda una experiencia, no?

Supongo que, en vivo y en directo, debe de impactar mucho más, no?

Pues el arquitecto debió ser un personaje digno de ser investigado. Voy a ver si encuentro algo y lo pongo en un comentario.

Si encuentras o sabes alguna más tu, ya nos dirás ;-)

Saludos!

Anónimo dijo...

fui a la Citadelle, camine por sus muros, por sus pasillos, vi el horror de sus mazmorras. tambien vi los paisajes de esta pobre nacion. Estar alli es especial, por todo lo que concentra. el horror del ayer, la maravilla de ingenieria que nos parece hoy y lo que perdurara en el tiempo su colosal estructura

Bovolo dijo...

Como a otros muchos que han comentado que pudieron visitarla, la verdad que me dais un poco envidia, jejeje!

Sí que parece un sitio de esos que sorprenden e impactan cuando uno está allí, en persona. A mí, en otro orden de cosas, me sucedió lo mismo con Nemrut Dagi, entre otros ;-)

Un saludo!

ivo dijo...

impresionante si tienen oportunidad conoscanlo y conoscan la historia estube 2 años en haiti y conoci mucho gracias haiti