sábado, 29 de diciembre de 2007

San Gimignano, un Manhattan medieval

San Gimignano es una pequeña ciudad amurallada medieval situada en la Toscana, a 38km de Siena y 56 de Florencia. San Gimignano es parada obligada para los turistas que acuden atraídos por su arquitectura y el ambiente medieval que aun conserva. Pero es especialmente famosa por sus torres, las cuales son la razón de su sobrenombre "La ciudad de las bellas torres".

Esta ciudad nació como un pequeño asentamiento etrusco en el siglo III A.C, y se convirtió en ciudad en el siglo X de nuestra era. La Edad Media, fue su época de crecimiento y esplendor, al estar situado la lado de la "Via Francigena", una importante ruta de comercio y peregrinaje hacia Roma y el Vaticano. Toda esta prosperidad económica produjo que las obras de arte abundaran por toda la ciudad.

Así a partir del 1199 se convirtió en una "comune" (municipio) libre próspero y rico, hasta que las luchas políticas internas y finalmente la Muerte Negra, que diezmó su población, produjeron que su esplendor se esfumara y acabara perdiendo su condición de libre y cayera bajo el control de la vecina Florencia.

Durante la Edad Media, en San Gimignano, así como en otros pueblos toscanos, era común que las familias adineradas construyeran torres que servían como hostales, fortalezas, pero eran ante todo un símbolo de prestigio, riqueza y poder. De hecho, la construcción de torres llegó a convertirse en una verdadera competición para ver que familia construía la torre más alta. Competición que llegó a ser tan intensa, que un edicto municipal de la época prohibió la construcción de ninguna torre más alta que la Torre della Rognosa de 50 metros, que es la torre del ayuntamiento. Aunque posteriormente ese límite fue superado por la Torre Grossa, de 54 metros de altura, construida en el 1298 y que es actualmente la torre más alta.

Como ya hemos dicho esta construcción de torres fue común también en otras ciudades toscanas, como Bolonia o Florencia, pero ya sea por causas naturales o guerras, la mayoría de sus torres desaparecieron. No fue así en San Gimignano, que ha conservado 15 de las 72 que llegó a tener, debido en parte a que su historia ha sido más pacífica y al hecho de que la ciudad fue quedando un poco apartada y abandonada en su colina, a medida que la población se fue moviendo a los valles, hasta que en el siglo XIX empezó a emerger otra vez redescubierta por el turismo.

Si el skyline de San Gimignano ya es impresionante imagínense con las 72 torres en pie....

posts relacionados:
- Pozzo di San Patrizio, cuando el ingenio provee de agua
- El Arsenal de Venecia, la primera fábrica de la historia

+info:
http://es.wikipedia.org/wiki/San_Gimignano (En castellano)
http://en.wikipedia.org/wiki/San_Gimignano (In English)
http://www.sangimignano.com (In English)
http://www.borghiditoscana.net/eng/tuscany/siena/sangimignano/index.html (En italiano & English)
http://www.italianvisits.com/tuscany/san_gimignano/index.htm (In English)